AROMATERAPIA
Aceite esencial de Azahar

Conocido con el nombre de Aceite Esencial de Azahar es extraído de las flores del naranjo amargo, el Neroli, como su pariente el Naranjo, posee uno de los aromas más exquisitos de la naturaleza. Su nombre se debe a la princesa Ana María de Nerola (Italia), que en el siglo XVI lo usaba para perfumar sus guantes, lo cual extasiaba a los caballeros que besaban su mano.
Hoy en día, aún es usado en la fabricación de perfumes, en especial aquellos llamados afrodisíacos, ya que es esta una de sus propiedades principales.
Su perfume suave es empleado en Aromaterapia como un excelente sedante de trastornos y dolores del aparato digestivo. Personalmente he probado su eficacia para calmar la irritación intestinal aplicándolo vehiculizado en un masaje sobre el vientre.
En cuanto a su uso para la piel, es ideal para el tipo sensible. Por esta razón se torna indispensable para la preparación de cremas para el tratamiento de capilares rotos como así de pieles ajadas.
Además por sus propiedades sedantes, ayuda a suavizar las arrugas del rostro, producto por ejemplo de enojarnos o “fruncir el ceño”.
Obviamente, estas mismas propiedades sedantes lo transforman en un aliado para los casos de tensión nerviosa y de trastornos del sueño como el insomnio, en especial provocado por una preocupación excesiva.
El Aceite Esencial de Azahar ayuda a conciliar el sueño con mayor rapidez, como así también evita el despertarse durante la noche, propio de las personas que llevan un ritmo desenfrenado durante el día. En estos casos, su mezcla con Aceite Esencial de Lavanda puede favorecer aún más los resultados relajantes.
El fresco y dulce perfume del Azahar ayuda a levantar el ánimo, actuando como antidepresivo.
También es utilizado en personas con problemas sexuales, pudiendo sufrir frigidez o impotencia. Al ser un Aceite Esencial afrodisíaco, aumenta la libido en forma notable, y al ser un Aceite Esencial relajante, alivia el stress que puede provocar este tipo de trastornos.
Existe otro uso del Azahar, que pone de manifiesto su fabulosas propiedad relajante, y es el de contrarrestar los ataques de pánico o de ansiedad. Siendo considerado en Aromaterapia como el Aceite Esencial “ansiolítico”.
Es importante recordar que los Aceites Esenciales provenientes de cítricos, pueden manchar la piel si se los aplica antes de exponerse al sol, de modo que siempre aconsejo usarlos por la noche, sobre todo en épocas de verano. A este tipo de Aceites Esenciales que reaccionan con el sol, pudiendo mancar la piel, se los denomina “fototóxicos”.


Autores: Staff de la Revista Crecimiento Interior.